Jordà: "La eficiencia energética de la depuradora de Lleida debe ser el ejemplo a seguir para todos los sistemas de saneamiento catalanes"

01/08/2022

Jordà: "La eficiencia energética de la depuradora de Lleida debe ser el ejemplo a seguir para todos los sistemas de saneamiento catalanes"

La instalación de más de 700 paneles solares y la producción de biogás harán posible que el 50% de las necesidades energéticas de la depuradora se garanticen con energías verdes

La consejera de Acción Climática, Agenda Rural y Alimentación, Teresa Jordà y Roura, acompañada de la gerente de la Agencia Catalana del Agua (ACA), Mar León, entre otras autoridades, han visitado hoy las instalaciones de la depuradora de Lleida para conocer las últimas actuaciones llevadas a cabo para mejorar la eficiencia energética de la planta, concretamente la instalación y activación de 705 paneles solares en las cubiertas de los edificios y superficies anexas de la depuradora, con una potencia de 355 kWp, que aumentarán la autosuficiencia energética de la planta hasta el 50%, junto al motor de biogás con una potencia de 255 kW. Además, también se ha mejorado la red de monitorización energética, los sistemas de control inteligente (aplicando herramientas de inteligencia artificial, IA), la producción de biogás y el control de emisiones y olores.

Las obras han supuesto una inversión con un presupuesto de 653.086 euros y han sido encargadas por la Paeria de Lleida a la empresa concesionaria Aqualia, una vez aprobadas y financiadas por la ACA (programa de Reposición y Mejoras 2021).

Jordà ha destacado “el ejemplo que supone la depuradora de Lleida en actuaciones para reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera y el fomento de energías limpias y sostenibles y ha recordado que esta planta también forma parte de la red Sarsaigua para el análisis de la presencia de la Covid19 en las aguas residuales”.

Otras medidas de eficiencia
Además de estas actuaciones, en la depuradora se están llevando a cabo mejoras en el tratamiento secundario, consistente en la sustitución de difusores, para aumentar la eficiencia energética la eliminación de nitrógeno y sistemas de control para favorecer los procesos biológicos eliminación de fósforo.

Por último, también se están llevando a cabo otras actuaciones con el objetivo de potenciar la eficiencia del tratamiento de fangos y permitirán aumentar la producción de biogás, tanto para usos en cogeneración como para biometano vehicular. También se ha dotado a la EDAR de una mayor eficiencia y capacidad en la separación de impropios, como las toallitas húmedas o las mascarillas, dada la creciente extracción de este residuo.

La depuradora de Lleida, un ejemplo de sostenibilidad e innovación
La planta que da servicio a la ciudad de Lleida y al municipio de Alpicat desde 1994, tiene un historial de elevada eficiencia en la eliminación de contaminantes. Los rendimientos son superiores al 90-95% en eliminación de sólidos y materia orgánica y en los últimos años se han reducido considerablemente los costes energéticos. Además, la planta cuenta con Sistema de Gestión de la Calidad (ISO 9001), Sistema de Gestión Ambiental (ISO 14001), Sistema de Gestión Energética (ISO 50001). En 2013 fue la primera instalación de España en calcular y verificar con AENOR (ISO 14064) la Huella de Carbono del Ciclo Integral de Lleida.

La EDAR de Lleida es también un centro demostrativo de proyectos de I+D. Actualmente, en el marco del proyecto Europeo ULTIMATE (Horizon 2020 Nº869318), se está testando la eficiencia de un montón SOFT (Solid Oxide Fuel Cell) de bio-metano para evaluar el potencial de esta nueva tecnología. Paralelamente, en el proyecto REWATERGY (Horizon 2020 Nº812574), se trabaja en la recuperación de urea y descomposición térmica en amoníaco para la producción de hidrógeno en sistemas separativos.

Plan de eficiencia energética de la ACA

Las actuaciones llevadas a cabo en la depuradora de Lleida se enmarcan dentro del Programa de Ahorro y Eficiencia Energética en el saneamiento de Cataluña, que está desplegando la ACA desde 2018. Esta iniciativa se está abordando mediante tres ejes, consistentes en la implantación de parques fotovoltaicos, producción de biogás y medidas para potenciar la eficiencia energética. El Plan contempla una inversión global de 159 millones de euros y fija satisfacer, en un plazo de 10 años, que el 78% de las necesidades energéticas de los sistemas de saneamiento se garanticen con energías limpias y renovables.