Noticias

Filtro de búsqueda
Etiquetas
Etiquetas

La red municipal de agua de Albatera, controlada a distancia las 24 horas del día, los 365 días del año

17/12/2018

La red municipal de agua de Albatera, controlada a distancia las 24 horas del día, los 365 días del año

Gracias a este sistema y un exhaustivo programa de detección de fugas mediante nuevos equipos acústicos de localización y personal técnico especializado, se ha conseguido aumentar el rendimiento hidráulico hasta el 83,5%, uno de los mayores de la Comunidad Valenciana 
La red municipal de agua de Albatera, controlada a distancia las 24 horas del día, los 365 días del año

Aqualia ha renovado y actualizado recientemente el sistema de telecontrol de las redes del Servicio Municipal de Aguas de Albatera que de forma telemática avisa al momento de cualquier incidencia en la red, mandando un SMS al teléfono de guardia para avisar de un aumento de consumo fuera de lo habitual. Todo ello ayuda a que una vez aparecida la rotura en la red, el tiempo que se encuentre perdiendo agua sea el mínimo.
Además, este sistema permite disponer en tiempo real durante las 24 horas y los 365 días al año de toda la información del que ocurre en las redes y anticiparse así a posibles averías  de manera preventiva, antes de que pasen  y, por lo tanto,  evitar que ningún cliente se quede sin  servicio de abastecimiento de agua por una incidencia de la red.

De forma paralela, Aqualia ejecuta un exhaustivo programa de detección de fugas mediante nuevos equipos acústicos de localización y personal técnico especializado. Concretamente se trata de unos sensores de pre-localización de fugas que se colocan en la red de abastecimiento a través de pozos de registro o arquetas.  Por su sensibilidad permiten detectar fugas muy débiles que pasan inadvertidas por cualquier otro sistema de detección. Están dotados de inteligencia propia, y miden y analizan los ruidos decidiendo por sí mismos si está detectando una fuga o no. Los datos que registra son transmitidos al ordenador central a una pantalla receptora y posteriormente el personal técnico se dirige directamente al área en la que se ha pre-localizado la fuga para su ubicación exacta a través de los detectores de sonido. De esta manera se reduce notablemente la distancia a inspeccionar por métodos tradicionales, se revisan más kilómetros de red en menos tiempo y como consecuencia se aumenta la periodicidad del control en cada zona.

Gracias a estas actuaciones de mejora se ha conseguido aumentar el rendimiento hidráulico de la red municipal en el último año y se sitúa ya en el del 83,5 %, uno de los mayores de la Comunidad Valenciana.